Sobre mí

Desarrollando webs desde 2003

Web Concept Group 2003-2007

Tras terminar las prácticas como becario, estuve trabajando casi cuatro años en una empresa que ofrecía servicios de alojamiento web y desarrollo de páginas. Aquí comencé a trabajar con gestores de contenido como osCommerce, Mambo y con los primeros WordPress.

Atos Origin 2007-2011

Decidí cambiar de aires para continuar aprendiendo y terminé en una consultora en la que participé en proyectos para Vodafone, Caser Seguros, Banco Santander, Ayto. de Galapagar entre otros. Lo bueno que tiene este tipo de trabajos es que participas en proyectos muy diversos lo que te permite aprender. Fue aquí donde aprendí a programar en Java y donde comencé a utilizar frameworks javascript como Dojo o Prototype. En paralelo, me especialicé en la maquetación html accesible e impartí varios cursos a los empleados de la empresa.

Diario Público 2011-2012

En esta etapa volvería a dedicarme al 100% a la programación en PHP (si se puede decir que lo dejé en algún momento porque a parte de mi trabajo desarrollaba webs para amigos y familiares). Trabajar en un medio de comunicación supone que a lo largo del año hay un montón de pequeños desarrollos que son muy diferentes los unos de los otros. Esto junto a que disponíamos de total libertad a la hora de probar cosas nuevas, hicieron que trabajar aquí fuera de lo más divertido a la vez que aprendíamos cosas nuevas cada día.

Autocasión 2012-2013

Debido a los problemas económicos del diario, terminé en esta empresa del grupo Vocento. Mi primer trabajo fue analizar todo el código de las diferentes aplicaciones que tenían desarrolladas y determinar qué mejoras se podían implementar. Posteriormente me asignaron la tarea de hacer un área privada de clientes que desarrollé en Symfony. Este proyecto lo utilizamos como esqueleto de toda la web ya que la idea era migrar toda la web a este framework.

Empírika 2013-Actualmente

Público continuó con su edición online y, entre otros cambios, decidieron montar una empresa externa al periódico con el antiguo departamento de desarrollo web. Tras contactar conmigo, decidí volver a embarcarme en este proyecto. La empresa al principio sólo contaba con un programador y, como sabían que tenía conocimientos de diseño web, me propusieron que me encargase de la parte de diseño. Y, aunque no he dejado de programar (al ser una empresa pequeña sigo programando cuando hay algún pico de trabajo), me “reconvertí” en diseñador web que es a lo que dedico la mayor parte de mi jornada.

Soy una persona muy inconformista a la que le encanta aprender cosas nuevas y llevarlas a la práctica. Es por eso que día tras día sigo formándome con la misma ilusión del primer día.

Si tienes alguna pregunta o quieres saber algo más, no dudes en ponerte en contacto.